Estado de la estación de esquí Fuentes de Invierno

Parte de nieve

Fecha: 23 de Octubre de 2021 (actualizado a las: 11:35)
Parte de nieve en la estación de esquí Fuentes de Invierno
Estado Remontes Pistas Kilómetros Espesor (cm) Tipo
 cerrada  -/5  -/15  -/8,76  -  -

Sobre la cordillera Cantábrica, en el concejo de Aller en Asturias se encuentra la estación de esquí Fuentes de invierno, la cual fue inaugurada para el 2007 como un incentivo para la recuperación económica de la región producto de una crisis profunda por la reconversión de la minería.

En total Fuentes de Invierno tiene un 8.7 kilómetros esquiables, divididos en un total de 15 pistas divididas en: 3 pistas verdes (Pequeño Laurel, Toneo y La Llana’l Fitu), 3 azules (Brezales, Entresierras y Enlace), 6 rojas (Abedules, Aller, La Hoya, Arandaneras, Llomba y Piornales) y 3 negras (Rebecos, Tubos de Toneo y Entresierras).

En la estación de esquí también se puede encontrar un buen snowpark para los amantes de las prácticas más extremas de los deportes de invierno, lo cual ha incrementado principalmente a a los visitantes jóvenes.

Dentro de las ventajas con las que cuenta esta estación es que gracias a su orientación cuenta casi de manera garantizada de una muy buena calidad de nieve en todas las temporadas teniendo todas sus pistas una orientación norte.

La base de la estación se encuentra a una altitud de 1500 metros en lo que se denomina cota mínima de nieve, mientras que la máxima está sobre los 2000 metros, constituyendo la cota máxima a esa altura, evidenciando así un bien descenso de 500 metros aproximadamente ininterrumpidos.

En cuanto a los remontes la estación cuenta con una infraestructura bastante aceptable para la cantidad de visitantes que recibe y las dimensiones de las pistas, teniendo una capacidad total de transportar por hora 8200 personas, gracias a la interacción de tres telesillas, un telesquí y una cinta remontadora.

Uno de los impedimentos para el crecimiento de esta estación tiene que ver con un déficit energético, por lo cual dentro de otras limitaciones todavía no cuenta con los cañones para poder mejorar la cantidad y la calidad de la nieve, así como también no se ha podido establecer una unión más estrecha con la vecina estación de San Isidro por la incapacidad de instalar un remonte que una las dos pistas, pero por el momento no hay claridad con respecto a las medidas que tomarán desde el Principado de Asturias.

En cuanto a los servicios no es una estación que tenga la misma oferta que otras más grandes o más antiguas, aunque en la base se pueden encontrar restaurante, cafetería, un espacio de alquiler de equipo especializado, así como también una escuela con alrededor de 60 monitores esperando para poder participar de la formación de los esquiadores. En la estación también se encuentra un parque infantil para los más chicos.

Por su parte en el área de influencia de la estación se comienza a apreciar una infraestructura más completa para la comodidad de los visitantes, en donde se puede encontrar una variedad moderada de alojamientos con una oferta total de unas 700 camas, desafortunadamente algunos de estos recursos están a una distancia de 50 kilómetros de la estación, por lo que falta trabajo e inversión en la zona más aledaña.

El desarrollo de la microeconomía alrededor de la estación sigue siendo incipiente, por lo que en algunas ocasiones los visitantes deben perder tiempo de pista recorriendo distancias que en otras estaciones no requieren, aunque el potencial de Fuentes de Invierno y ante una posible unión con San Isidro es realmente infinito, pero esto es algo que lleva tiempo y dinero, por lo que se hará progresivamente.

Otra de las ausencias tiene que ver con pistas para otras actividades, tales como los trineos o las motos de nieve, por lo que en muchos casos en Fuentes de Invierno la única actividad para hacer es esquiar, incluso no le vendría mal a los visitantes y a la estación en sí, contar con una buena pista para el esquí a fondo, son muchos los amantes de las raquetas y en el lugar se puede llegar a incorporar, incrementando así la variedad de actividades.

Cabe resaltar que los visitantes tienen un muy fácil acceso, ya que se encuentra a solo 500 metros de la carretera del puerto de San Isidro (AS-253), además de contar con los medios habituales como autobús, tren entre otros recursos para poder llegar hasta la estación de esquí de Fuentes de Invierno.