Estado de la estación de esquí Boí Taüll

Parte de nieve

Fecha: 24 de Octubre de 2021 (actualizado a las: 11:35)
Parte de nieve en la estación de esquí Boí Taüll
Estado Remontes Pistas Kilómetros Espesor (cm) Tipo
 cerrada  -/11  -/42  -/45  -  -

En el Pirineo Catalán podemos encontrar la maravillosa estación de esquí de Boí Taüll, exactamente en lo que se conoce como el Pirineo de Lérida, en el Valle de Bohí. Esta pista viene sumando popularidad por las buenas temporadas principalmente desde lo climatológico, ya que cuenta con abundante nieve desde el comienzo de la estación, por lo que abren casi en su totalidad las pistas desde el inicio de diciembre y permanecen así hasta el 12 de abril del 2017 que termina la época invernal.

En las dimensiones esquiable la estación de esquí de Boí Taüll tiene unas dimensiones menores en comparación de otros espacios, ya que en superficie total esquiable solo alcanza los 47 kilómetros, divididos en un total de 48 pistas, de las cuales 7 son verdes, 8 son azules, 24 rojas y nada más nueve son negras.
Esta estación ha ido constituyendo un concepto mucho más resorte de invierno de lo que podemos apreciar en otras regiones, por lo que el concepto turístico hotelero lo trabajan en alianza con la capacidad de sus pistas, los inmejorables servicios que prestan a los viajeros, así como las bondades naturales y las maravillas de paisajes que abundan en Boí Taüll.

En cuanto a los servicios podemos encontrar de todo lo necesario para aprovechar de esta estación de esquí, tanto de escuelas especializadas capaces de atender el aprendizaje en todas las categorías posibles con más de 150 monitores esperando para instruir a todos los visitantes, como de guardería, club de nieve para los niños, zonas de restauración, así como una buena infraestructura médica para cualquier emergencia, entre otros servicios que se pueden encontrar en la estación.

Los remontes con los que se cuenta en la estación de esquí de Boí Taüll son del todo suficientes para la cantidad de personas que visitan las pistas en la temporada, ya que cuentan con una capacidad total de transportar 15.770 esquiadores por hora. Teniendo para este fin un total de 11 remontes, una telesilla desembragables, cinco telesillas pinza fija, dos telesquís y tres alfombras.

La estación cuenta con las cotas más altas del Pirineo, con una máxima de 2751 metros en Puig Falcó, mientras que la mínima es de 2020 metros en Pla de Vaques, así como también una estupenda orientación al norte, por lo que la nieve se acumula más fácilmente, sumando la calidad necesaria para poder disfrutar de los deportes de invierno.
Dentro de los atractivos que se pueden encontrar en Boí Taüll se encuentra la infraestructura que han dispuesto para los amantes del snowboard, desarrollando uno de los mejores snowpark de España.

Los paisajes de la estación de Boí Taüll son realmente impresionantes, principalmente de las vistas que se pueden apreciar en la cima, con vistas únicas del Pallars Jussà y del Pic de l’Orri, en la vecina estación de esquí de Port Ainé, además de tener muy cerca la zona periférica del Parque Nacional de Aigüestortes y Lago de San Mauricio.
La estación de esquí también ha fortalecido los servicios adicionales para poder garantizar el confort de los visitantes, por lo que han construido un aparcamiento de 1500 plazas, así como también una gran variedad de restaurantes con influencias gastronómicas variadas, cafeterías, escuelas de esquí, un enorme servicio de alquiler de material de esquí y de snowboard, helipuerto y zona infantil.

Dentro de los pendientes en la infraestrucutra de los deportes de invierno en la estación de esquí de Boí Taüll es una pista de esquí de fondo, ya que no cuentan con una, pero tampoco parece estar en los planes para el desarrolla de alguna para las próximas temporadas.

La estación cuenta con 6 alojamientos con una capacidad total de 1200 camas, mientras que su zona de influencia alcanza a ofrecer 3524 camas dividas en 99 alojamientos.

La estación ha invertido en cañones de nieve de manera adecuada para garantizar las temporadas, por lo que se encuentran un total de 205 cañones que generan un total 20,2 de kilómetros innivados.
La temporada comenzó el 3 de diciembre y se prolongará hasta el 12 de abril, contando con los partes de nieve lo suficientemente favorables como para mantener las pistas abiertas a un 80% durante el primer mes y esperando funcionar al 100% desde el mes de enero.